Salió del templo con todo el estilo, entre aplausos.

Sea cual sea tu profesión u oficio, el estilo nunca te puede faltar. Así como los cantantes, influencers o incluso los sacerdotes, todos pueden derrochar estilo en sus diferentes labores. Claro, cada uno con su forma, puedes vestirte como daddy yankee o simplemente terminar tu discurso saliendo entre aplausos.

Este sacerdote terminó la misa de Nochebuena y se marchó en un monopatín eléctrico. Se subió y abandonó el templo entre aplausos, tremendo estilo. Dijo que era un regalo de Papá Noel.

La graciosa imagen tuvo lugar en Dublin (Irlanda), en la misa de Nochebuena, que reune a muchas familias y en especial a los más pequeños. Generalmente asisten poco a la iglesia, por lo que deben ingeniárselas para atraer a la fe a estas nuevas generaciones.

En eso pensó este cura y, al dar por finalizada la ceremonia, tomó el monopatín. Dijo a los niños que era un regalo de Santa y partió. Salió entre aplausos.

Ese sí que es estilo. Aprendan.

Peter O’Connor es el nombre del divertido e ingenioso sacerdote que se ha convertido en viral. Su video está recorriendo el mundo y da muestras de la cercanía que deben tener los curas con su gente.

Más de una risa sacó, pero también muchos aplausos, en el mundo entero de hecho. Lo cierto es que se ganó todavía más el cariño de sus fieles y además derrochó estilo.

Quizás quiso copiar la idea algún otro colega. La verdad no sabemos cuál de los dos es más ingenioso.

Ha recibido miles de comentarios y carcajadas por su ingeniosa idea. Si todos tuviésemos esa creatividad, ya seríamos los big boss.

Comentarios

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí